A través de la Fipede se inició la carpeta de investigación por ausencia (Foto: Facebook/ Leonardo Avendaño)

Por: Adoración Araiza 

Ciudad de México (Rasainforma.com).- La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX), a través de la Fiscalía Especializada en la Búsqueda, Localización e Investigación de Personas Desaparecidas (Fipede), investiga el deceso del joven universitario Hugo Leonardo Avendaño Chávez, de 29 años de edad, quien fue localizado muerto dentro de su camioneta.

El joven habría sido visto por última vez un día antes en la calle Trabajadores sociales, colonia Aculco, alcaldía Iztapalapa, cuando salió de su domicilio para dirigirse a una parroquia.

Tras establecer la denuncia se activaron los protocolos correspondientes para su búsqueda y localización, siendo que ayer elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana encontraron el vehículo con la víctima en su interior.

De acuerdo con los datos que proporcionaron testigos, la persona abordó su vehículo Chevrolet, tipo Trax, color gris y posteriormente los familiares perdieron comunicación con él, por lo que procedieron a realizar la denuncia por la desaparición.

Sin embargo, mientras se llevaban a cabo los trámites en la Fipede, el denunciante recibió una llamada telefónica, en la que se le informó que el vehículo había sido localizado en la alcaldía Tlalpan.

Como parte de las diligencias, se procedió a llamar a las coordinaciones territoriales de esa demarcación y se pudo conocer que la Fiscalía Central de Investigación para la Atención del Delito de Homicidio había iniciado una indagatoria, toda vez que en el automotor se encontró al agraviado sin vida.

Al realizar las primeras diligencias periciales, se presume que la víctima tenía un lapso de muerte de 24 a 30 horas antes de su hallazgo y con base en la inspección del lugar, localización de indicios y posición del cadáver, se deduce que corresponde al lugar de los hechos.

De acuerdo con un comunicado, durante el tiempo de la ausencia del estudiante, los familiares no recibieron comunicación solicitando el pago de rescate alguno.