López-Gatell prevé que coronavirus en México termine en octubre

El subsecretario de salud adelantó que la pandemia se ha vuelto larga, gracias a las medidas de mitigación

salud, gatell, coronavirus
El subsecretario de salud comentó que el país está preparado gracias a la reconversión hospitalaria que se ha realizado durante la crisis (Foto: @HLGatell/twitter)

Por: Alina Espinoza

Ciudad de México (Rasainforma.com).- El gobierno federal confía en que la pandemia de coronavirus llegue a su punto máximo de contagios durante la próxima semana, aunque perdurará en algunas zonas hasta octubre, por lo que están preparados para afrontar un posible rebrote a finales de año.

“Empezamos en febrero, terminaremos en octubre y podríamos decir que a mitad de junio estaremos a la mitad del conjunto de curvas epidémicas”, explicó el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell.

De acuerdo a los últimos datos, México registró cuatro mil 883 nuevos casos de Covid-19, y ya cuenta con más de 129 mil enfermos y 15 mil 357 víctimas fatales desde la llegada de la enfermedad desde el 28 de febrero.

Las autoridades habían dicho que el pico llegaría a principios de mayo, pero López-Gatell aclaró que esa fecha obedecía solamente al área metropolitana de la Ciudad de México.

Agregó que un país tan grande como México no se puede establecer un solo pico ya que se segmenta la epidemia por territorios.

López-Gatell, quien ofrece cada día una conferencia de prensa sobre la emergencia sanitaria, detalló que la enfermedad se volvió tan larga gracias a las medidas de mitigación del gobierno.

“Solo si se mantiene el grado de control de la movilidad pública durante los siguientes tres meses, las predicciones serán fieles y posiblemente estaremos con una cifra de entre 25 mil y 30 mil defunciones. Si no, podríamos tener una mayor mortalidad”, aseveró.

Ante la posibilidad de un nuevo brote para finales de año, el subsecretario de salud comentó que el país está preparado gracias a la reconversión hospitalaria que se ha realizado durante la crisis.

“No sentimos muy satisfechos porque no hemos tenido ningún caso de que por sobreocupación hospitalaria tengamos que tener a alguien fuera del hospital”, dijo.