La pandemia hizo más evidentes los problemas sociales existentes

La Ciudad de México aún se encuentra en semáforo rojo y en los próximos días se dará la transición gradual hacia el semáforo naranja, es decir la siguiente etapa del semáforo epidemiológico en la que se prevé la apertura de distintas actividades económicas.

Ciudad de México (Rasa-informa.com/Redacción).- Hay diferencias importantes de cómo se ha vivido la pandemia durante estos días de confinamiento en los distintos contextos de la Ciudad. “El virus no te mira el bolsillo, no reconoce las clases sociales, pero sí impacta de forma distinta en cada una de ellas”, explicó Rosalba González Loyde, profesora de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM.

La especialista en desarrollo urbano refirió que uno de los problemas más importantes tiene que ver con el aspecto socioeconómico. Por un lado, los niveles de hacinamiento provocan que fenómenos como el que en una calle mueran familias completas o que las condiciones de habitabilidad de la gente no sean factibles.

Que problemas de salud como diabetes, hipertensión y obesidad sean condiciones que resultan fatales para quienes se contagian de la COVID-19 y además prevalezcan en las zonas de clase baja, hace que no sólo el confinamiento se viva de manera diferente, también los contagios o el acceso a los servicios de salud.

Otro aspecto diferenciado es el tema de quedarse en casa, bajo qué condiciones la gente tiene la posibilidad de hacer home office, ya que si se pudiera hacer un censo de quién lo puede hacer, las estadísticas favorecerán a la clase media y más acomodada. “Hay gente que vive al día y tiene que salir a la calle, porque su trabajo es intrínsecamente presencial como los comerciantes. Esas condiciones son de las clases bajas que están ubicadas en la parte oriente. Sin embargo, ellos han permitido que otros nos podamos quedar en casa”, explicó González Loyde.

La pandemia hizo más evidentes los problemas sociales existentes, el clasismo y cómo se han venido reproduciendo, “este fenómeno no es único de la Ciudad de México, en otros países también hay injusticias sociales, venimos arrastrando estos problemas históricamente”.

La Ciudad de México, a diferencia de otras grandes ciudades, tiene una multiplicidad de ciudades en su interior: el Centro Histórico, el corredor de Reforma, Coyoacán, Xochimilco, Santa fe, Ecatepec, “son ciudades que crecieron desde elementos prehispánicos, es una ciudad conectada, multifacética que la hace distinta de otras ciudades. Cuenta con problemas importantes, pero a la vez rica e interesante”.

Con información de UNAM Global